TOP

Vidas extras gracias al concierto de LosPetitFellas

Sentimos que cada concierto de LosPetitFellas nos da minutos extras de vida y es algo que experimentamos con su regreso a la Ciudad de México.

Cuando una canción evoca escenas en nuestra mente, poco a poco habitas en ella. La vives, sientes y piensas “¿Acaso escribieron esta canción pensando en mí?”. LosPetitFellas tiene esa capacidad de cantar de diversas realidades y lo que provoca que conecten con escuchas a 3169 km de casa.

Con una fugaz gira por Guadalajara, Ciudad de México y Monterrey, esta se convirtió en la primera salida internacional de Nicolai, Sebastián, Nane, César y Daniel después de los días de confinamiento y sin música en directo.

Sí, hay nostalgia por regresar de gira por unos días, pero el público en México logra abrazar a los músicos para que se sientan como en casa y eso paso en la fecha de la CDMX, en el Bajo Circuito, en el primer día de abril.

El reencuentro quedó pendiente desde 2019 y aquel último Lunario de noviembre. Lo mejor es el que regresaron no con un disco, sino con los tres del ciclo 777: Buenos Días + A Quemarropa + La República Independiente del Fucking Goce. Canciones que nos hicieron compañía en la cuarentena y que al fin experimentamos en vivo. Sonaron perfecta y con una energía más intensa de lo que capturaron en el estudio.

La primera invitación de la noche fue a quedarnos a vivir en “La República Independiente del Fucking Goce”, que garantiza el paraíso: “Birra fermentá. Flores pa’ fumar. Fiesta y soledad, Alegría y rebelde mambo todo el día”. ¿Qué más se puede pedir?

LosPetitFellas conocen tan bien el universo que crean con las historias de sus canciones, que saben la posición correcta en la que deben jugar para provocar un vaivén de emociones que iban de alzar la voz con canciones como “Sin Miedo” o “La Causa”, las que abrían viejas heridas entre “Los Verbos”, “Qué Nos Pasó” y “No Se Va” o los deseos detrás de un “Buenos Días”, “Sálvate Tú” y “Antes de Morir”.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por LosPetitFellas (@lospetitfellas)

Saben cantarle al amor, al desamor, la fiesta y los problemas que nos rodean como latinoamericanos. No todas las bandas tienen esa capacidad y mucho menos la valentía de experimentar con ritmos que van desde el funk, la salsa, el boogaloo, guitarras, secuencias y bases poderosas para emocionar y dejarnos habitar sus canciones para tener vidas extras gracias a ellas.

Un setlist perfecto que enlazó a las Historias Mínimas, con las Formas Para Perderse y el momento 777, que ya queremos vivir una vez más y cantar a todo pulmón como sucedió de principio a fin en el concierto de Bajo Circuito, territorio ya de la R.I.D.F.G.

¡Aguante y cariño siempre para LosPetitFellas!

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Signos FM (@_signosfm)

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por LosPetitFellas (@lospetitfellas)